Es posible superar un problema que se encuentra todos los días, en muy poco tiempo y sin productos químicos. Para esto, necesitarás limón y sal, ¡para una excelente eficiencia en un tiempo récord!

Algunas manchas   pueden ser rebeldes. Afortunadamente  , existe un truco natural que te permitirá superarlo, gracias al limón y la sal en particular.

¿Qué manchas quitar con limón y sal?

Entre los problemas más comunes encontrados en el hogar: la cal. Esto puede ser perfectamente visible en los grifos y manifestarse como una pátina blanca en la superficie. Gracias al limón y la sal será posible eliminarlo pero también prevenir su aparición. El maquillaje de esta abuela te dará   un grifo limpio en poco tiempo  . Para ello necesitarás un limón cortado por la mitad, que espolvoreas con sal fina. Luego frotar sobre la superficie afectada y dejar actuar durante 5 minutos. Finalmente, frote suavemente con una esponja de microfibra antes de enjuagar y secar la superficie. ¡ Las manchas de agua dura   desaparecerán mágicamente!

Limón

Otros consejos de mantenimiento del hogar a base de limón

Además de eliminar el sarro de forma natural, el limón es ideal para la limpieza de la casa. Puede ayudarte con muchas tareas domésticas diarias.

Limón para desodorizar tus interiores

Ya sean malos olores en la cocina o en las cañerías, este cítrico es buenísimo. Puedes deshacerte de los malos olores del frigorífico   poniendo medio limón dentro. También puede eliminar los olores desagradables de la basura. Para limpiar los desagües  , todo lo que tienes que hacer es verter el jugo de limón mezclado con una pizca de bicarbonato de sodio. Dejar actuar durante unos minutos antes de correr el agua caliente. ¡Puedes decir adiós a los malos olores durante bastante tiempo!

Limón para desinfectar el horno y las placas

El limón actúa tremendamente sobre estas superficies. Para vitrocerámica, por ejemplo, utiliza medio limón que frotas sobre las manchas difíciles y dejas actuar unos minutos. Todo lo que tienes que hacer es enjuagar y limpiar después. También puedes desinfectar tus tablas de cortar   con este cítrico frotándolo en sus superficies.

Limón para eliminar huellas en cristales y espejos

El limón es particularmente efectivo   para limpiar ventanas   y huellas dactilares particularmente visibles. Para ello, será necesario exprimir el jugo de medio limón y diluirlo en 50 centilitros de agua caliente. Vierte todo en una botella con atomizador y rocía el líquido resultante sobre el vidrio o espejo. Todo lo que tienes que hacer es limpiarlo con un trozo de periódico enrollado en una bola.  ¡Ya puedes despedirte de los antiestéticos carteles que aparecen en las ventanas!

Lava las ventanas con un periódico.

Limón para limpiar juntas de azulejos

Con el tiempo pueden aparecer rastros de humedad, sobre todo en el baño o la cocina, sobre todo en las juntas de los azulejos que acaban estropeándose o ennegreciéndose. Afortunadamente, es posible superar este fenómeno sin usar lejía. Para ello es necesario mezclar sal, limón y bicarbonato de sodio,   un poderoso ingrediente blanqueador  . Frotar la preparación obtenida sobre la superficie afectada y esperar 10 minutos antes de enjuagar con agua. ¡Te sorprenderá el resultado!

Una cosa es cierta: el limón es muy recomendable para superar el sarro de forma natural y ecológica. Este cítrico también puede ser útil para muchas otras tareas del hogar, como limpiar ventanas o desodorizar superficies.